sábado, 31 de julio de 2010

Y de qué serviría

Y de qué serviría
sincronizar mi muerte con la tuya y solamente
para cumplir un sueño
si a mí lo que me importa
no ese territorio engalanado donde habitan los justos y las horas
son fragmentos de nieve y cristal de eternidad
sino este tiempo
de aleteos y espigas y este afán
de naufragios e hijos que hemos ido escribiendo y nos supuran
lo mismo que una herida.

¿De qué nos serviría?

De momento me basta con saberte.

31-7-10


 Poesía Pura
.

No hay comentarios:

Publicar un comentario